Ojalá tenerte en mis aguas

Ojalá tenerte en mis aguas
Ojalá tenerte en mis aguas.

 
Ojalá tenerte en mis aguas,

como surcos en la tibia arena

serán mis uñas recorriendo tu cálida piel.

Besaré lo que el tiempo me ha robado,

acariciaré todo lo que he deseado,

en ese sin sentido de quererte sin tenerte,

donde siempre acabo amando,

muriendo infinitas veces

bajo mis manos, tus dedos.

Ojalá que no cese el balanceo

silente de nuestros cuerpos,

donde hambrienta me guío,

tus manos… mi ancla,

mi puerto, mi faro, mi fin,

dóblame hasta sentirte morir.

Tus labios, las olas

un único rumbo,

siente mi palpitar,

bebe mis tormentas,

si es tu boca la que llama,

no le negaré la palabra.

Ojalá celebremos el amor

robándole gemidos a las nubes,

viajemos al lugar en donde nacen los soles,

lleguemos al corazón de la luna donde

amanecen los días bañados de perlas marinas.

Deja un comentario